Home News ¡Rumbo al Circuito de Navarra! Nos volvemos a ver las caras con el Nissan GT-R en la Ruta Norte de 6to6

¡Rumbo al Circuito de Navarra! Nos volvemos a ver las caras con el Nissan GT-R en la Ruta Norte de 6to6

35 min read

Reconozco que mi relación con el Nissan GT-R siempre ha sido un vínculo de amor – odio. Evidentemente reconozco en el Nissan GT-R R35 el enorme legado de la saga a la que representa, el enorme desarrollo que hay tras su depurada dinámica y el portento “físico” que es en lo que a estética se refiere, pero un servidor es porschista y ve en el Nissan GT-R la posibilidad de acceder a un Porsche 911, menos radical, menos efectivo, menos contundente sí… pero un 911. Con este dilema en la cabeza enfilo una céntrica calle de Madrid en dirección a las instalaciones de Nissan, es sábado, primerísima hora de la mañana, hace apenas unos pocos minutos que ha amanecido y un Nisan GT-R me espera. Por delante un fin de semana cargado de experiencias con los amigos de 6to6, un nuevo encuentro con la mejor comunidad del motor de España, en esta ocasión con Navarra como escenario, que nos llevará hasta el Circuito de Los Arcos. ¿No pinta nada mal el plan verdad?

De Madrid a Pamplona en un Nissan GT-R

Con la maleta cargada en Nissan GT-R (qué buen maletero por cierto) y Otazu en el navegador, enfilo la autopista con la intención de llegar al medio día a Pamplona, antes echo un vistazo a Instagram y veo que los sixters ya han enfilado su ruta particular, una ruta que les llevará hasta Francia desfilando por los Pirineos, por el Col de’Izpegi, pasando por Roncesvalles, por el Valle de Baztán… Lástima no haberme podido escapar antes del teclado y tener que sumarme a media jornada. Veo un Porsche 911 GT3 RS, un BMW M4, un par de Porsche 911 GT3, a unos buenos amigos con un Mercedes-AMG GT Roadster… Y parece que no seré, ni mucho menos, el único con un Nisan GT-R, veo por las fotos que van publicando que, al menos, hay otros tres “Godzillas” sueltos, ¡menudas ganas de llegar!

He perdido ya la cuenta de los viajes, de las salidas, de los días de circuito… de los años, que en definitiva, he acompañado a los amigos de 6to6. Les he visto crecer, les he visto pasar de eventos más modestos a un abultado calendario de experiencias 10, al tiempo que la comunidad de propietarios, de auténticos aficionados, de petrolheads, que da vida a 6to6 ha ido creciendo y creciendo y estrechando lazos entre sí, de personas que coincidían por su afición a los coches en una salida a auténticos amigos y esto es lo que más me gusta.

6to6 ofrece un calendario de experiencias muy muy recomendable

Rondando con un gran nivel de confort, incitado por el motor V6 a hacer de vez en cuando alguna macarrada, bajar un par de marchas y hundir el acelerador porque sí, salir más ligero de lo que debería cada vez que se alza la barrera del peaje… devoro los kilómetros a un ritmo que me empieza a hacer pensar que voy a llegar justo a tiempo para reunirme con los sixters en la Bodega Otazu, donde terminarán tras su ruta.

Una parada breve, para estirar las piernas y llenar el depósito del GT-R, me hace pensar, al ver la imponente presencia del GT-R, negro, con el interior con un cuero rojizo, en que quizá no le he puesto demasiada emoción a eso de reencontrarme con Godzilla y la fascinación que está levantando entre el resto de conductores que están en la gasolinera me lo confirma.

Nissan ha mejorado año tras año al Nissan GT-R para ofrecernos un coche más potente y eficaz, pero también más cómodo y mejor acabado

Músculo y más músculo, a la japonesa, dan forma a la bestia, que en este color negro parece dispuesto a convertirse en el coche de algún superhéroe de Marvel o DC. Las tomas del capó, la parrilla, los añadidos aerodinámicos, las luces sobre los pasos de rueda ensanchando el conjunto… siguen echándole bien de tabasco a un cóctel sobrado de deportividad y en la zaga esas características ópticas redondas, ese alerón… Me encanta la vista trasera del Nissan GT-R, ese guiño al pasado en sus pilotos posteriores.

Pero, un momento… ¡Este Nissan GT-R ya lo había conducido! Compruebo rápidamente, en una antigua prueba de Diariomotor, que este es el Nissan GT-R que pasó por nuestras manos meses atrás, sumando ahora unas cuantas decenas de miles de kilómetros más. ¡Qué bien reencontrarnos! ¡Qué buen recuerdo de aquella prueba junto a un Porsche 911 Turbo!

El Nissan GT-R es un coche cómodo en carretera, bien filtrado

Tras la parada vuelvo a activar el navegador aunque rápidamente desisto y le doy una orden rápida a Siri. El sistema multimedia del Nissan GT-R es una de las peores cosas del coche, está un tanto anticuado, con una interfaz un tanto tosca y el GPS de cualquier coche del grupo Volkswagen o de BMW es muy superior, por no hablar de la última hornada de sistema de infoentretenimiento de Mercerdes. Pero bueno, bajo el capó tengo 570 CV dispuestos a hacerme olvidar rápidamente el sistema multimedia de este coche…

Su motor es un V6 de 3.8 litros asociado a un sistema de tracción total y además de esos 570 CV, que llegan a 6.800 rpm, nos deja con un par de 637 Nm entre las 3.300 rpm y las 5.800 rpm. Su cambio es automático, de doble embrague y a pesar de que se muestra un tanto seco en sus reacciones a baja velocidad y en frío nos deja con una enorme efectividad, como la de su tracción total.

El Nissan GT-R tiene un precio de partida de 108.050 euros aunque es recomendable elegir el Track Edition, por 126.090 euros

¿Su precio? El Nissan GT-R tiene un precio de partida de 108.050 euros, un precio que aumenta hasta los 126.090 euros si escogemos la versión Track Edition by Nismo, con una puesta a punto específica de la suspensión y unas bonitas llantas Rays y hasta los 185.000 euros si nos vamos al Nissan GT-R Nismo, con 600 CV, mejoras en su refrigeración, con un kit aerodinámico específico, baquets en su interior sustituyendo a los asientos deportivos originales… Se me dibuja una sonrisa en la cara recordando mi último contacto con el Nismo, en el Atazar, mano a mano con un Track Edition…

Las Bodegas Otazu aparecen ante mí. El paisaje no podía ser más idílico. Montañas, carreteras desiertas rodeadas de verdes prados, sol y en el horizonte la colorida visión de los superdeportivos de los sixters en el parking de la bodega. A juzgar por la cantidad de spotters que hay en la puerta parece que no he llegado demasiado tarde. Me encanta ver como en 6to6 cuidan a la también importante comunidad de spotters, a todos esos aficionados a los superdeportivos que allí donde van les acompañan, les esperan, les graban y fotografían. No es la primera vez que veo a varios participantes enseñándoles su coche, colocándoselo bien para que puedan fotografiarlo, dándoles alguna vuelta…

Me encuentro con los sixters en las Bodegas Otazu, una bodega repleta de arte contemporáneo

Un precioso Porsche 911 GT3 RS en Miami Blue me recibe junto a un Ferrari 458 Italia, además hay un par de Mercedes-AMG GT roadsters, un Audi R8, un Porsche 911 Turbo, un 911 GT3, un Lamborghini Huracan, un Audi RS6, un BMW M4… Menuda convocatoria. Aparco mi Nissan GT-R junto a otro par de “godzillas”, uno de ellos es un Nismo y además nos acompaña también un Nissan 370Z Nismo.

Tras los reencuentros y los saludos, toca comer y descubrir la fantástica colección de arte contemporáneo que tienen en la bodega, menuda maravilla de sitio. Me apunto el volver con más tiempo, me apunto también el hotel que han escogido 6to6 para esta ruta, el AlmaPamplona – Muga de Beloso, para otra visita a Pamplona y preparar algún nuevo reportaje por los fantásticos parajes de la zona, y tras un breve descanso después del viaje nos reunimos para la cena.

Lucas Ordóñez nos acompaña en la ruta al volante de otro Nissan GT-R

Durante la jornada nos acompaña Lucas Ordóñez. El piloto anunciaría días después de este encuentro el fin de su relación con Nissan pero durante el fin de semana nos acompaña en un bonito Nissan GT-R Track Edition, rojo y con el dorsal 23 en su lateral. Siempre es un auténtico placer compartir viaje, compartir una charla, con Lucas. Es un grandísimo piloto, su historia, su triunfo en la GTA Academy, Le Mans, la Blancpain, los Super GT… Tenemos un PILOTAZO, con mayúsculas, en España y para colmo, como bien ha demostrado durante 10 años en Nissan, es un enorme embajador de marca, con esa actitud siempre tan afable, con esa forma de narrarte cada curiosidad de una carrera… Un auténtico placer compartir mesa con él durante esta cena que pone el colofón final a este primer día con 6to6.

Al volver al hotel cojo una libreta y un boli que rondaba por una de las mesillas para apuntar algunas de las impresiones del Nissan GT-R.

El Nissan GT-R es el deportivo para todo, para pulverizar tiempos en circuito y para viajar o usar en el día a día, aunque la factura de gasolina…

Recuerdo las primeras unidades que conduje de esta generación del Nissan GT-R y la enorme evolución técnica y de acabados que ha experimentado a medida que se incrementaba su precio, ofreciéndonos actualmente un contundente desempeño muy bien maridado con una gran capacidad de tracción, una gran binomio que nos deja con pasos por curva demoledores, efectivos y endiabladamente rápidos al tiempo que “se traga” cualquier error que cometamos, nos ofrece una gran sensación de seguridad y nos pone “fácil” eso de rodar muy muy rápido.

Obviamente la experiencia a bordo, en lo que a acabados, ajustes y tecnología se refiere está a un mundo de distancia del Porsche 911, me quedo además con el diseño más elegante y clásico del nueveonce, pero en lo que a efectividad se refiere y sobre todo, en relación a su precio, el Nissan GT-R es una auténtica maravilla. ¡Qué forma de correr! Si quisiéramos algo semejante en la gama de Porsche no nos podríamos quedar con un 911 “básico”, un Carrera, que es el modelo de la gama de Porsche al que podemos acceder por el precio de un GT-R. Si acudimos a un GT3 o un Turbo la cosa se complica para el GT-R, por la precisión quirúrgica del primero y su capacidad para hacerte sentir en un coche de carreras, por el refinamiento de marcha y la mayor sensación de empuje del segundo, pero claro, hablamos de presupuestos diferentes…

Domingo de trackday, ambiente petrolhead desde el desayuno

Se me cierran los ojos y a duras penas pongo el despertador para el domingo que se avecina.

Primera hora de la mañana y el ambiente petrolhead se respira ya en el desayuno. Algunos de los coches esperan en la puerta del hotel, otros están en un hotel cercano a unos pocos minutos y las tostadas, el café y la fruta se suceden con una charla en la que hablamos de algunos de los últimos circuitos que hemos visitados, con próximos coches que sustituirán a otros en el garaje, con historias de anteriores rutas de la 6to6… Me encantan la amistad que ha surgido entre los participantes de los eventos de 6to6 a lo largo de todos estos años y lo abiertos que están a darle la bienvenida a las nuevas incorporaciones.

Enfilamos la autopista con dirección al circuito de Navarra, a Los Arcos y tras una breve parada en una gasolinera buscamos el aparcamiento en el paddock del circuito. Poco a poco llegan todos los sixters y con cada minuto que pasa el circuito se llena más y más de espectadores, de aficionados, de spotters.

Lucas Ordóñez ejerce de profesor y nos cuenta los secretos del circuito de Navarra antes de empezar a rodar

Tras el briefing de rigor nos proponen dar una vuelta a la pista parándonos en los puntos clave del trazado para recibir, de la mano de Lucas Ordóñez, una clase magistral sobre como abordar el trazado. Es mi primera vez en este circuito, es, de hecho, uno de los últimos circuitos que me quedan por tachar en la geografía española, así que agradezco enormemente las instrucciones, más aún cuando Lucas es el profesor.

Me enfundo el casco, coloco la configuración más deportiva del GT-R accionando los modos R de su suspensión, transmisión y control de tracción y salto a pista, una primera vuelta de reconocimiento, una vuelta más para coger algo más de temperatura… ¡Gas!

El Nissan GT-R te pone muy muy fácil rodar realmente rápido

La gran contundencia de su mecánica hace que devore casi sin percatarme las dos primeras vueltas del circuito y me encuentro con una zaga que a pesar de la tracción total parece dispuesta a jugar y me deja salir “de lado” a golpe de gas y aprovechandolas inercias. A pesar de que el paso por curva es innegablemente bueno echo en falta una dirección algo más comunicativa y también noto algo de su peso, relativamente elevado, en ciertas inercias al encarar la curva.

Pero de lo que no hay duda es de que el Nissan GT-R es un coche demoledoramente rápido, con una contundencia salvaje y con una gran eficacia en curva, un coche que, sobre todo, te pone relativamente fácil lo de rodar rápido, que perdona muchos errores.

Su peso se hace notar en ciertas curvas y el V6 pide un escape aftermarket

Podría pedir un sonido al mejor, un tacto más directo y menos peso… Y por supuesto no pierdo de vista que existe una versión Nismo, ¿me gusta? Sí, es evidente que es un gran deportivo, pero mi corazón porschista me dice que me quede con un Porsche 911 “básico”, a pesar de que pierda potencia (mucha) y de que pierda eficacia en circuito.
Lucas me anima a dar una vuelta con él de copiloto en su GT-R. A lo largo de todos estos años de periodismo y coches, ya van cerca de 10, he tenido la oportunidad de sentarme su lado en no pocos copilotajes, recuerdo de hecho cuando la marca lanzó Nismo en España, compartiendo habitáculo en aquel Nissan Juke con motor de GT-R…

Enfilamos el pit lane, entramos a pista… Y aquí es donde te das cuenta que, ni tu mejor vuelta se parece en algo a lo que está haciendo Lucas Ordóñez y ves donde realmente podrías haber frenado y donde te deberías haber tirado en esa curva o donde deberías haber pisado piano a la salida de esa otra… Los pilotos están hechos de otra pasta.

Cada rato de descanso con los sixters se torna en la oportunidad perfecta de hablar del último trackday, de los últimos deportivos que han llegado al mercado…

Tras estas vueltas con Lucas, incluida una vuelta completamente de lado, derrapando con el GT-R en cada curva y riéndonos a carcajada limpia con lo salvaje que es hacer “drift” con Godzilla, nos espera la comida en la cafetería del circuito. Mientras voy el paddock hierve y está lleno de espectadores paseándose entre los superdeportivos, haciendo fotos… Menuda convocatoria han preparado los amigos de 6to6, ¡qué nivel de coches!

La comida se convierte de nuevo es otro intercambio de historias de trackdays, historias de otras rutas de 6to6, consejos de compra del próximo deportivo y un ambiente petrolhead espectacular. Es lo mejor de 6to6, compartir experiencias con gente así.

Si tienes un deportivo no dudes en acompañar a los sixters en la próxima salida, es la excusa perfecta para sacar tu 911, tu GT-R o tu R8 del garaje

Marcos, uno de los fundadores de 6to6, me comenta los planes para la próxima temporada, con un Europe Tour que llevará a los sixters desde Barcelona hasta Estambul para terminar en Ibiza, pasando por Capri, Corfu y Salónica, ¿pinta bien verdad?

Con el sol ya cayendo en el horizonte y tras unas últimas fotos, pongo rumbo a Madrid. El trazado navarro, sea dicho de paso, me ha encantado, con unas instalaciones modernas, con un diseño divertido, seguro… Me gusta.

El Nissan GT-R puede ser un buen coche de diario, aunque su tamaño lo hace algo incómodo en ciudad y su consumo es un tanto elevado, pero…

El camino a casa, por carreteras secundarias y a un ritmo sosegado, me deja con la perspectiva de un Nissan GT-R, la del gran turismo, la de un coche cómodo que es capaz de todo, de marcar un gran tiempo en una jornada de trackday y llevarte cómodamente de vuelta a casa para después pasar por tu restaurante favorito, llamarás la atención sí, pero menos que con un Porsche 911 GT3 y sin lugar a dudas irás mucho más cómodo.

Es un deportivo con una gran capacidad de tracción, con un V6 capaz de llevarnos muy muy rápido pero que se muestra progresivo en el primer tramo de revoluciones antes de catapultarnos a velocidades de vértigo, cómodo y al mismo tiempo efectivo. Un consumo un tanto elevando, coqueteando con los 16 l/100 km, el exceso de peso que se hace sobre todo patente en curvas lentas, un tacto un tanto filtrado del chasis en conducción deportiva y su sistema multimedia y ciertos ajustes, por mucho que ha mejorado su interior, son para mí sus principales pegas.

Gracias 6to6 por otra jornada bien cargada de gasolina

Ha sido un grato reencuentro con el Nissan GT-R y la excusa para hacerlo ha sido aún mejor. Qué gran familia es 6to6, qué ganas de volver a la carretera, a un circuito, con ellos y cómo me gusta ver donde han llegado y lo que son después de todos estos años acompañándoles. Nos vemos pronto sixters.

Fotografías: David Acedo + Mario Herraiz.

Lee a continuación: ¡Confirmado! El Nissan GT-R de Italdesign será un coche de producción, un Nissan GT-R de más de 1 millón de euros

El Nissan GT-R es la bestia más salvaje de Nissan, un superdeportivo que lleva la eficacia por bandera combinada con un precio muy competitivo

https://www.diariomotor.com/noticia/prueba-nissan-gt-r-6to6/

Load More Related Articles
Load More In News

Check Also

Cataluña activa el Plan MOVES de ayuda a la compra de coches eléctricos y alternativos

Poco a poco las comunidades autónomas van abriendo los plazos de presentación de solicitud…